La nueva habitación de Greta

28.11.19

He de confesar que sí, que la niña ya tiene dos años y medio, y hasta ahora su habitación era un mini trastero en el que había de todo y de todos. A día de hoy sigue durmiendo con nosotros, motivo por el cual se ha ralentizado todo el proceso de decoración, pero está en proyecto pasarla a su habitación de manera inminente, más que nada, porque la destronan. No lo había contado hasta ahora, pero en cuestión de días daremos la bienvenida a un nuevo miembro a la familia, un niño, y han sido meses de reestructuraciones y reformas intensas en la casa, el síndrome del nido llevado al extremo.

Queríamos una habitación sencilla y sobre todo práctica. Nuestra casa es pequeña y sacar partido a cada hueco es vital, así que tras muchas muchas vueltas, al final optamos por una cama de tamaño normal, no infantil, por si alguna noche somos nosotros los que tenemos que dormir allí, así que tras muchas investigaciones la elegida fue la cama apilable de Ikea.

Otra cosa que teníamos clara es que queríamos poner un papel pintado en la pared en la que se situaría la cama, porque en estos dos años y pico desde que hicimos la reforma, esa pared había sufrido bastante, y era una buena solución para no tener que pintarla de nuevo. No queríamos motivos infantiles, si no algún patrón que fuera sencillo, y que quedara bien con una decoración más infantil, y cuando encontramos este papel pintado de Photowall, nos enamoramos de inmediato. Además de papeles pintados, también tiene láminas o fotomurales que podéis personalizar con la imagen que más os guste. Hasta el domingo, están de Black Friday y tienen todos sus productos con un 25% de descuento introduciendo el código blackfriday. Si queréis hacer un pedido después, podréis seguir disfrutando de ese 25% de descuento con el código aubreyandmeblog2019  durante un mes más.


La instalación del papel es sencilla, requieres de tiempo y una buena planificación, pero una vez metidos en harina, todo va rodado. Si no os veis muy manitas, el truco es elegir un papel que no tenga un patrón muy marcado en el que haya que hacerlo coincidir en las juntas, como por ejemplo el que nosotros hemos elegido, así el margen de error es menor. Nosotros en una mañana lo dejamos hecho y la verdad es que el resultado es genial. Además el acabado es lavable, así que siendo una habitación de niños, es un plus a tener en cuenta.

Pues hasta aquí el post con esta renovación de la habitación, si os interesa de dónde es cada cosa de la decoración, decídmelo en comentarios o a través de Instagram, y preparo otro post con todo más detallado, links...







Otros artículos interesantes

8 personas se han atrevido a opinar

Muchas gracias por darle vida al blog con tu comentario!

Post Populares